domingo, octubre 08, 2006

Sin pelos en la lengua



Tenemos una de esas noticias esporádicas sobre sirvientes de estrellas que salen ranas. En esta ocasión, la enfermera que cuidaba de la hermana mayor de la difunta Ava Gardner (1922-1990) ha sido acusada de robar más de un millón de dólares en propiedades durante los cuatro años que estuvo a su servicio, propiedades entre las que se contaban varias grabaciones originales del ex marido de su hermana, Frank Sinatra.

Sobre la relación y posterior matrimonio del cantante y la actriz se han escrito libros, artículos, y puede que hasta alguna tesis doctoral, y probablemente se seguirán escribiendo, porque es uno de los temas favoritos de los mitómanos, con glamour, violencia, pasión y hectolitros de alcohol por donde navegaba el drama de dos personas que se deseaban con toda el alma pero cuyos respectivos temperamentos les llevaban a hacerse daño una y otra vez, cuando lo que de verdad querían era todo lo contrario.

Pero no nos pongamos sentimentales (ni cursis). Había quienes no acababan de entender esa relación, y uno de ellos era el director John Ford. Famoso también por no tener pelos en la lengua, aprovechó el rodaje de Mogambo (1953) para preguntarle a la actriz cómo podía estar con Sinatra, “ese mequetrefe de cuarenta y cinco kilos”, y la respuesta de Gardner (pronunciada, según algunos biógrafos, delante del gobernador britanico de Uganda, donde se rodó la cinta) quedó para las antologías: “Pues verás, John, la verdad es que son cinco kilos de Frank y cuarenta kilos de pXXXX”:

5 comentarios:

LE BLOG dijo...

jajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajaj!!!!!!!!!!
¿Las x las pones tú o salen automáticamente cuando detectan una palabra lasciva?

Anónimo dijo...

Hola palomidinamitero,
Dicen que el cantante blandía una tranca de 30 centímetros y que tenía que encargar los bañadores a medida para poder disimularla. Ni el agua fría acortaba su entrepierna. Al parecer, el cante es lo que tiene. Otro prodigio de la música también fue un superdotado de la entrepierna, el de la cinta del pelo impregnada de LSD. Me refiero al virtuoso Jimi Hendrix. Se lo midió Cynthia Plaster Caster, una groupie que se dedicaba a hacer moldes en yeso de los penes erectos de las estrellas del rock para no se qué estudio (una excusa, pienso). "Is cock was damn near as big as his guitar", se dijo de él (de ello).

Sor Dida dijo...

¿Vicentito, qué son las "pequis"? No entiendo nada.

CRUZ dijo...

¡Hay que ver que fino es usted con eso del "pxxxx"! Lo de Ava no me extraña: todo lo que tenía de bella lo tenía de ordinaria. No sé dónde está el interés de "Sin pelos en la lengua", la verdad.

Vince dijo...

Sor Dida: le deseo que el señor le conserve la inocencia, que según se desprende de su nick le resulta tan necesaria para su vocación. Gracias por pasarse por aquí, pero déjese de confianzas: ninguna monja me llama Vicentito desde hacer por lo menos cuarenta años.